Diseño y desarrollo de Proyectos de Educación a Distancia; Formación tecnológica para docentes y particulares y Banco de Recursos para Primaria y Secundaria.

lunes, 18 de abril de 2011

Educación Especial. Breve Historia



La sociedad actual está teniendo un progresivo impacto de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) y las escuelas no se escapan de ésta repercusión, de allí la preocupación o interés que ha surgido por la formación y desarrollo profesional de docentes porque es necesario que respondan a éstas nuevas exigencias sociales y puedan aplicar las tecnologías a la educación de manera didáctica. Las implicaciones educativas también abarcan o deben abarcar la educación Especial, por tal razón, y por ser nuestro punto de interés comenzaremos atendiendo este aspecto.
Precisar históricamente el surgimiento de la Educación Especial es difícil, sin embargo, dependiendo la época se han dado diferentes respuestas de atención a las personas con necesidades educativas especiales (nee).
Antes del siglo XVIII la atención a personas con necesidades especiales se realizaba a través de los servicios de hospedaje y alimentación, y aquellas personas que tenían un compromiso cognitivo que no le permitía ser independiente y valerse por sí mismo se internaban en casas de caridad y hospicios. Como las personas con nee eran consideradas “anormales” justificaban hacia las mismas un trato inhumano y discriminatorio.
Luego con el surgimiento del pensamiento humanista se comienza a dar un trato más humanitario y a principios del siglo XIX empieza a reconocerse en Europa el nacimiento de la Educación especial y los servicios para atender a los individuos discapacitados, existiendo datos acerca de la creación de asilos para niños “anormales”. Y a finales de este mismo siglo la atención se hace más sistemática, es así, como en Italia surge la pedagogía correctiva; en Francia, la pedagogía curativa; en Canadá, la pedagogía de niños excepcionales; en Rusia, la enseñanza rehabilitadora; en estados Unidos, la educación especial y en otros países la pedagogía terapéutica. Posteriormente en el siglo XX, se da inicio a la pedagogía diferencial con el surgimiento de las primeras clases especiales paralelas a la educación regular. Después comienzan a surgir los marcos legislativos y en 1924 con la Declaración de los derechos del Niño de la Unión internacional para la Protección de la Infancia (UNICEF) se reconoce el derecho a la educación de los sujetos con necesidades especiales, y en 1959, la Asamblea General de Naciones Unidas proclama los derechos al Tratamiento, Educación y Cuido del niño física, mental o socialmente incapacitado. Después surge la “Declaración de los derechos de los impedidos”. Otra influencia muy importante fue la Ley sobre Educación especial en Inglaterra en 1981 porque promulga la educación de los niños con diferencias de manera integrada a la educación general y surge el término necesidades educativas especiales (nee). Esta nueva concepción va desde la atención temporal hasta la adaptación al currículo ordinario para dar respuesta a las necesidades de dicha población.
En la década de los 90 los cambios sociales, políticos y económicos impulsan la integración educativa reconociendo el derecho de los sujetos con nee a recibir formación en el sistema de educación general. Actualmente hay esfuerzo por atender la diversidad y garantizar una verdadera integración social.
Enfocándonos en el ámbito escolar, también ha existido un proceso histórico a lo que respecta a la Educación Especial. En tal sentido, la educación se produce en un contexto histórico-cultural y responde a la ideología del estado para poder mantener el sistema social, ésta es la razón del surgimiento de la institución escolar que tiene como fin formar el hombre que la sociedad requiere. Dicha escuela también debe responder a las diferencias individuales, es así, que surgen diversos modelos para atender las necesidades presentadas.
Por consiguiente, los diferentes momentos históricos están marcados o influenciados por diferentes disciplinas que han buscado dar respuestas de atención a dichas diferencias individuales.
Las primeras disciplinas que abordan las desadaptaciones escolares son la psicología y la medicina, bajo un enfoque clínico, haciendo énfasis en los aspectos psiconeurológicos básicos y utilizando como método de atención el diagnóstico y la intervención de las patologías y alteraciones cerebrales. La atención educativa a personas con necesidades especiales se realiza en clínicas, instituciones privadas y posteriormente las públicas, se utiliza un enfoque multidisciplinario que tiende a fragmentar la atención porque cada especialista aborda la situación de manera separada.
Este modelo concibe al ser humano en tres dimensiones: biológico, psicológica y social, y estaban influenciadas por las teorías conductistas y asociacionistas que explicaban el comportamiento humano con un enfoque mecanicista obviando otros factores inherentes al ser humano. Y aún cuando existía en esta época la escuela Activa, estos modelos estaban divorciados de sus principios.
En el modelo médico o terapéutico la atención educativa tenía un carácter instruccional, y da pasó al modelo Psicopedagógico con Piaget como mayor representante de este período. Ya no se requiere de reforzadores externos, sin se fomenta el aprendizaje por descubrimiento e “insights”, orientado el diseño curricular según los diferentes niveles de desarrollo que manifiesta el niño durante su evolución.
Finalmente con la influencia de Vigotski y el informe Warnock (1978) pasamos a un enfoque ecológico, que tiene una concepción holística y global, integradora e integrada, respetando las diferencias individuales y con una pedagogía centrada en las necesidades y potencialidades de la persona. Se establece el término necesidades educativas especiales integrando las características particulares de los sujetos que las poseen como los materiales y recursos que pueden requerirse para lograr los fines educativos, se amplía la atención porque puede brindarse de manera transitoria o permanente y de forma complementaria a la acción educativa general.
 Ingrid Figueroa

No hay comentarios:

Publicar un comentario